Cómo instalar un ventilador central | Constru-Guía al día
Framing opening for whole house fan

Cómo instalar un ventilador central

Por más de 100 años, los ventiladores centrales han refrescado el ambiente de los hogares. El concepto básico sigue siendo el mismo: instalar un ventilador en el ático, en el piso del ático o en el espacio útil del techo interior, atrae el aire fresco por las ventanas abiertas y empuja el aire cálido a través de los respiraderos del ático y del techo.

Sin embargo el equipo de ventilación central ha evolucionado considerablemente. En el pasado se fijaban ventiladores grandes y ruidosos a las vigas del techo de modo que el aire se hacía pasar a través de registros en el techo interior. Hoy en día los ventiladores centrales son equipos de menor tamaño, más silenciosos y potentes que impulsan más aire en combinación con persianas o contraventanas automáticas aislantes para evitar las fugas de aire durante los meses más fríos.

Aunque los ventiladores centrales consumen casi un 90 por ciento menos de electricidad que un aire acondicionado, es posible que instalar un ventilador central no resulte  práctico para algunas viviendas, pues no pueden enfriar por debajo de la temperatura exterior ni logran extraer la humedad del aire.

Instalar un ventilador central

Pasos para instalar un ventilador central

Paso 1: Medición de la unidad

La capacidad de enfriamiento de los ventiladores centrales se mide en pies cúbicos por minuto (CFM). Para saber el tamaño de un inmueble en particular, primero calcule el volumen en pies cúbicos de la obra (multiplique la superficie en pies cuadrados del inmueble por la altura del piso al techo interior). Multiplique ese volumen por una cifra que va de 30 a 60 cambios de aire por hora (un profesional de calefacción, ventilación y aire acondicionado puede ayudar a determinar la cifra más adecuada con base en el clima y la planta), luego divida entre 60 minutos para saber la capacidad en pies cúbicos por minuto que requiere la vivienda.

Si el ventilador central no viene con una cubierta selladora hermética, considere la posibilidad de comprar o construir una. Una puerta con gozne sellada herméticamente para la abertura del ventilador, que sea fácil de abrir y cerrar al poner la unidad en funcionamiento, mantendrá afuera tanto el aire frío en el invierno como el aire caliente en el verano.

Paso 2: Determine la ubicación ideal

El mejor lugar para instalar un ventilador es en un pasillo central o cerca de este. A la hora de instalar el ventilador central asegúrese de que haya suficiente espacio alrededor del ventilador en el ático  para asegurar una buena circulación de aire (al menos un espacio mínimo de 30 pulgadas de la parte superior de la unidad a las vigas o cerchas del techo). Asegúrese de que las aberturas de ventilación del ático sean suficientes para extraer el aire cálido. Si el ático es cerrado y solo se ventila a través de respiraderos de sofito o de cumbrera cubiertos con aislamiento, necesitará instalar más ventilación, como los respiraderos de hastial. Necesita casi 1 pie cuadrado de área libre neta por cada 750 pies cúbicos por minuto de capacidad del ventilador.

Framing opening for whole house fanPaso 3: Corte la abertura

Introduzca un clavo a través del techo interior en el centro del lugar donde colocará el ventilador. Desde el interior del ático, retire el material aislante y asegúrese de que no haya cables ni tuberías que interfieran con la instalación. Corte y retire una pieza de sheetrock a fin de ajustar el postigo de la unidad (la mayoría de las unidades traen en la caja una plantilla para lograr el tamaño perfecto). Posiblemente tenga que enmarcar una abertura estándar cortando una viga e instalando dos piezas de madera del tamaño de la viga sujetadas a las vigas adyacentes. Si las vigas tienen mucha holgura o rebote, es posible que necesite añadir un estabilizador en el centro de la abertura para reducir las vibraciones durante su funcionamiento.

Paso 4: Instale los herrajes de montaje y el ventilador

Muchas unidades de ventiladores centrales necesitan una plataforma construida de tablones de al menos 1×4 pulgadas que se coloque sobre la abertura enmarcada para sostener todos los bordes del marco del ventilador. Esta plataforma debe sellar los escapes de aire en todo el perímetro del ventilador, formando eficazmente un “conducto” que vaya desde el espacio útil hasta el ventilador. Levante el ventilador a través de la abertura hacia el ático y colóquelo en su lugar. En algunas unidades solo se requiere introducir parcialmente dos tornillos en la plataforma por los cuatro costados del marco para que queden fijas. Otras necesitan introducir en la plataforma tornillos o pernos con fijadores.

Para disminuir el ruido y la vibración del ventilador, elabore juntas a partir de aislante de espuma para tubería, goma de terpolímero etileno propileno dieno (EPDM, en inglés), burlete u otros materiales similares y amortigüe la plataforma, los soportes, las cámaras de distribución de aire u otros puntos de acoplamientos, en dependencia del ventilador que esté instalando.

Paso 5: Conecte el cableado.

Se recomienda usualmente que un electricista calificado haga la conexión del cableado. Por lo general se requiere un circuito de 120 voltios y todas las conexiones deben estar protegidas para que los conectores de cobre no queden expuestos. Con todas las unidades se incluyen diagramas de cableado que son muy simples, una vez que el circuito se ha instalado al panel eléctrico.

Paso 6: Haga los ajustes finales.

En los modelos con transmisión por correa, asegúrese que esté ajustada según las especificaciones del fabricante. En los modelos de transmisión directa, asegúrese de que todos los ejes, engranajes y demás componentes móviles se muevan libremente y estén debidamente lubricados. Instale cualquier tablero de la cámara de distribución de aire o panel de aislamiento automático (de estar incluido o especificado) por encima del ventilador. Instale el postigo o rejilla al techo interior según las instrucciones.

Paso 7: Pruebe la unidad.

Vuelva a conectar la electricidad al circuito, abra algunas ventanas y pruebe la unidad. Al poner en funcionamiento un ventilador central, siempre ventile adecuadamente abriendo las ventanas en varios lugares por toda la vivienda. De no hacerlo así, los ventiladores centrales pueden causar contraflujos en calefactores, calentadores de agua u otros electrodomésticos de combustión, permitiendo la entrada de monóxido de carbono al inmueble.

Antes de instalar un ventilador central, consulte las entidades de cumplimiento de códigos y empresas de servicios públicos de la localidad. En algunas áreas no se permite su instalación, pero en otras son elegibles para reembolsos por ahorro de energía.

—Por Roberto Franco





Mensajes patrocinados