Cómo limpiar el polvo de construcción | Constru-Guía al da
Cómo limpiar el polvo de construcción

Cómo limpiar el polvo de construcción

Cómo limpiar el polvo de construcción

Al final de cada día de trabajo, barra el área muy bien con una escoba de uso pesado hecha para este tipo de trabajos, como la escoba fregadora de calidad comercial Quickie junto con el recogedor de alta capacidad de 25 pulgadas de ancho Gargantuan de Quickie.

Ningún trabajo está completo hasta que no termine de limpiar el polvo de construcción generado por el proyecto. Para asegurarse de limpiar el polvo de construcción generado, usted necesita un plan. Siga estos consejos de los expertos para asegurarse de que la limpieza se haga de manera más eficiente, económica y completa.

Aísle el trabajo

Sin importar si el trabajo que va a hacer generará mucho o poco polvo, debe tomarse el tiempo para contener el polvo aislando el área de trabajo.

Después de sacar todo lo que sea posible del área de trabajo, establezca una sola puerta como el punto de entrada y de salida. Corte dos capas de plástico que sean 12 pulgadas más largas en los cuatro lados que la abertura de la entrada designada.

En el lado donde se trabajará, y donde se generará la mayor parte del polvo, pegue con cinta adhesiva una de las hojas de plástico a lo largo de la parte superior de la entrada. En el otro lado de la puerta, pegue con cinta adhesiva la segunda hoja de plástico en la parte superior y en los lados, pero haga una hendidura en el centro. Esta doble protección minimizará la cantidad de polvo que entrará y saldrá del área. Selle completamente cualquier otra entrada con hojas de plástico y cinta.

Si el punto de entrada al área de trabajo no es una puerta exterior, necesita proteger los pisos que conducen a la puerta exterior. Dependiendo del tipo de trabajo que estará haciendo y de la cantidad de tiempo que le llevará completarlo, puede usar papel de colofonia, espuma, masonita o un sistema de protección temporal para pisos como Ram Board. No importa qué use, no solo debe proteger el piso del polvo, sino del agua, la pintura, el lodo, un alto tráfico peatonal y herramientas y suministros que se caen.

Elimine el polvo diariamente

Si los conductos de calefacción y aire acondicionado (HVAC) están en el área de trabajo, apague el sistema durante la construcción o divierta el aire lejos del área de trabajo. Cubra los registros con papel Kraft y cinta adhesiva. Si el sistema no se puede apagar, cambie los filtros semanalmente durante el proyecto.

Cualquier trabajo que se pueda hacer afuera: cortar, lijar y, en particular, cepillar madera, que es algo que genera una abundancia de polvo, debe hacerse afuera. Use sistemas de recolección de polvo en cualquier herramienta que los acepte.

Al final de cada día de trabajo, para limpiar el polvo de construcción  barra el área muy bien con una escoba de uso pesado hecha para el trabajo o use una aspiradora en mojado/seco. Rociar ligeramente el filtro de la aspiradora lo ayudará a atrapar más partículas finas de polvo.

Después de que haya terminado el trabajo

Terminó el proyecto. Ahora es tiempo de sacar todas sus herramientas, las hojas de plástico y la cinta que usó durante el proyecto, la basura generada y limpiar el polvo de construcción que haya quedado.

Para limpiar el sitio de trabajo más rápido, antes de sacudir o barrer, recolecte tanto polvo como sea posible usando toallas mojadas o toallitas usadas para secadora de ropa.

Ahora es el momento de sacudir todas las superficies, comenzando de arriba hacia abajo. Comenzar con el techo garantizará que mientras usted va limpiando, el polvo caerá y dejará limpia el área que acaba de limpiar.

Algunos expertos de limpieza sugieren sacudir en mojado las paredes y otras superficies usando una toalla mojada pegada con cinta de aislar a la cabeza de una escoba o rodillo de pintura. Enjuague la tela frecuentemente y solo use esta técnica si las paredes están completamente secas y curadas. Para limpiar el polvo de construcción, otros prefieren sacudir en seco con un producto como el sacudidor Swiffer con un mango extensible. El material del sacudidor recolecta el polvo de manera eficaz y lo puede usar en cualquier superficie. Otra herramienta para sacudir es una brocha de pintura, que puede usarse para limpiar grietas, alrededor de las puertas de los gabinetes, los umbrales de las ventanas, etc.

Una vez que todo el polvo remanente está al nivel del piso, barra primero la suciedad y los residuos más grandes. Luego, aspire los pisos y cualquier otra superficie en donde quede polvo. Una aspiradora de buena calidad con un filtro HEPA debe poder capturar el polvo restante. Dependiendo del tipo de filtro que tenga, usar una aspiradora en mojado/seco en esta etapa final de la limpieza podría redistribuir el polvo que se encuentra en el área en las superficies que acaba de limpiar.

Para hacer una limpieza realmente profunda, aspire dentro de la pared y de las ventilas del piso después de mover las cubiertas. Lave las cubiertas antes de reemplazarlas.

Limpie o reemplace el filtro de la aspiradora y aspírelo todo de nuevo.

–Por Pam Sturgess

 

Lugares en donde encontrará polvo de construcción

  • Techos y ventiladores de techo
  • Paredes
  • Ventanas y marcos de las puertas
  • Repisas de chimenea y otras molduras decorativas
  • Zócalos
  • Albañilería interior (ladrillos, rocas, mármol, etc.)
  • Alfombra, especialmente en los bordes
  • Pisos
  • Lámparas y focos
  • Interruptores eléctricos y tomacorrientes
  • Ventilas del piso
  • Dentro de closets y gabinetes, y en la estantería
  • En los cajones
  • En persianas
  • En encimeras y protectores contra salpicadura de la cocina
  • En los electrodomésticos de la cocina

 

 

 

 

 






Mensajes patrocinados