Tipos de drywall y sus usos | Constru-Guía al día
Guía para tablarroca 3

Guía sobre los tipos de drywall y sus usos

Tipos de drywall y sus usos

Los paneles regulares de drywall o tablaroca tienen 48 pulgadas de ancho y vienen en una variedad de longitudes que van de 8 a 16 pies. Los paneles están disponibles en cuatro grosores: ⅝, ½, ⅜ y ¼ de pulgada.

Al pensar en los tipos de drywall, la mayoría de la gente probablemente se imagina el panel estándar de 4×8 que viene usándose desde que el drywall o tablaroca se hizo popular.

Pero de ninguna manera ese es el único de los tipos de drywall o tamaños de tablaroca disponible. Hoy, los paneles de yeso o tablaroca vienen en longitudes de hasta 16 pies y anchos de 48 a 54 pulgadas. También están disponibles una amplia variedad de paneles de tablaroca para usos especiales, incluyendo aquellos resistentes a la humedad y al moho, al fuego y a los impactos o uso intensivo; paneles flexibles de ¼ de pulgada; paneles de ½ pulgada de alta resistencia para cielo raso y paneles con refuerzo de aluminio. También hay un panel de yeso liviano relativamente nuevo que pesa hasta 30% menos que el panel estándar de ½ pulgada.

Este artículo explicará los variados tipos de drywall y sus usos, incluidos los grosores y longitudes disponibles, así como las especificaciones de enmarcado. Saber qué tipos de drywall o tablaroca y con qué dimensiones están disponibles puede marcar una gran diferencia en el rendimiento final y la calidad duradera de la instalación.

Aquí encontrará que existen muchas combinaciones de tipo y grosor de tablaroca. Recientemente instalé drywall de ⅝ de pulgada de grosor, resistente al fuego, a la humedad y al moho.

Guía para tablarroca 2

La mayoría de los tipos de paneles de tablaroca están disponibles en longitudes de hasta 16 pies. Las longitudes más largas se usan para ayudar a eliminar o reducir el número de uniones empalmadas.

Longitudes y anchos

Los paneles regulares de tablaroca tienen 48 pulgadas de ancho y vienen en una variedad de longitudes que van de 8 a 16 pies. Los paneles están disponibles en cuatro grosores: ⅝, ½, ⅜ y ¼ de pulgada. Cada uno tiene su aplicación y requisitos de entramado específicos.

La mayoría de los tipos de drywall están disponibles en longitudes de hasta 16 pies. Las longitudes más largas se usan para ayudar a eliminar o reducir el número de uniones empalmadas. (Una unión empalmada se crea cuando los extremos –que no terminan en punta– de los paneles se juntan a tope. El extremo empalmado es necesario porque la pared o el cielo raso son más largos que la longitud disponible de tablaroca).

Sin embargo, los proveedores de tablaroca no van a tener un gran inventario de los más largos, ni tendrán algunos de los tipos de drywall más especializados, lo que significa que si va a usar unos u otros tiene que planificar con antelación y ordenar material suficiente para el trabajo.

Drywall o tablaroca de 54 pulgadas de alto

Uno de los objetivos principales al colocar tablaroca es evitar tantas uniones como sea posible. Esto va bien al colocar láminas de 4 pies de ancho sobre paredes con cielos rasos a 8 pies (o menos) de altura, ya que los paneles pueden colocarse horizontalmente con tan solo una unión a lo largo de la pared.

Solo que más y más viviendas se están construyendo con cielos rasos a 9 pies de altura y los paneles de tablaroca de 4 pies formarían dos uniones horizontales en cada pared.

Para evitar uniones adicionales hay que usar paneles de 54 pulgadas de ancho, que salieron al mercado a principios de la década de 1990 para usarse con cielos rasos a 9 pies de altura; los paneles de tablaroca de 54 pulgadas están disponibles en paneles de tipo regular, resistentes al fuego y resistentes a la humedad y al moho.

Drywall o tablaroca de ½ pulgada regular y liviana

El panel de drywall regular de media pulgada es probablemente el más usado en las construcciones nuevas y las remodelaciones residenciales (los paneles de drywall livianos están reemplazando rápidamente a los productos más pesados).

Suele utilizarse en una sola capa sobre entramados de madera o metal; sin embargo, puede instalarse en dos capas (con uniones escalonadas) para incrementar la resistencia al fuego y el control del sonido. Si el entramado se aparta del espaciado recomendado, pueden colocarse listones enrasados de madera o metal transversalmente al enmarcado para crear el espacio de separación necesario.

Instalar paneles de yeso es un trabajo duro, sobre todo porque el material es pesado. Una lámina de drywall regular de ½ pulgada pesa unas 60 libras. En contraste, una lámina de los nuevos paneles de yeso liviano de ½ pulgada pesa unas 41 libras.

Un instalador de drywall puede colocar 60 láminas de 4×8 al día, que con un panel de tablaroca regular de 60 libras equivale a unas 9 toneladas a la semana. Si pudiera reducirse a 6 toneladas, la productividad se incrementaría al tiempo que se reduciría el riesgo de lesiones. El panel de yeso liviano de ½ pulgada es también un poco más duro, más fuerte y más resistente a combarse. Los paneles encajan en su lugar más fácil y más rápido con menos daños a los bordes.

Los paneles livianos utilizan química coloidal para ofrecer una relación resistencia-peso significativamente más alta y mejorar la resistencia a combarse. Los paneles cumplen con todas las normas del Código Internacional de Construcción, el Código Internacional Residencial y la Especificación ASTM C1396 para paneles de yeso, tanto para aquellas de ½ pulgada destinadas para las paredes como para aquellas de ½ pulgada destinadas para los cielos rasos.

Debido a su resistencia a combarse superior en comparación con el tablaroca regular de ½ pulgada, estos paneles son ideales para usarse en cielos rasos con enmarcado de hasta 24 pulgadas medidas desde el centro y textura a base de agua, pues representan posibles ahorros en costos al usarse como reemplazo del tipo de panel X de ⅝ de pulgada usado en cielos rasos o del panel de ½ pulgada para cielo raso interior.

Los paneles de tablaroca regular de ½ pulgada siempre han estado aprobados para ser usados en espaciados de 24 pulgadas en cielos rasos, pero a veces el aislante pesado se comba, las texturas de cielo raso se mojan o un gran nivel de humedad hacen que un panel de ½ pulgada para cielo raso o un panel de tablaroca de ⅝ de pulgada sea una mejor opción. Ambos son más pesados que los paneles de tablaroca regular. Ahora puede usarse un producto ligero de ½ pulgada de grosor en todo el proyecto.

Los paneles de yeso liviano tienen el mismo aspecto de los paneles de yeso regular. Tienen la misma faz de papel. Se marcan y cortan de igual modo. El núcleo es de material un poco más duro, así que, al cortar, la navaja multiusos pierde el filo más rápido. No hay diferencia al colocar los tornillos ni al lijar.

Incluso los proveedores de drywall prefieren los paneles ligeros. Son más fáciles de manipular en el almacén y en virtud del peso más liviano se deterioran menos durante la entrega en camiones. Así mismo, son más fáciles de manipular con montacargas porque no se comban demasiado.

Los paneles livianos están disponibles en longitudes estándar de 8, 10, 12, 14 y 16 pies con anchos de 48 y 54 pulgadas. Los paneles de ½ pulgada de grosor se usan en aplicaciones que no son a prueba de fuego, como las construcciones, remodelaciones y proyectos de reparación residenciales. Nota: algunos fabricantes de drywall están haciendo ahora un panel más ligero resistente al fuego.

Drywall o tablaroca regular de ⅜ de pulgada

Los paneles de yeso o tablaroca regular de ⅜ de pulgada se usaron inicialmente para reemplazar madera torneada como refuerzo para yeso. Al volverse popular el drywall, los paneles de ⅜ de pulgada se usaron mucho en paredes y cielos rasos de nuevas construcciones, pero con el tiempo fueron reemplazados por el producto más duradero de ½ pulgada.

Hoy, los paneles de yeso de ⅜ de pulgada se usan principalmente para cubrir superficies en los trabajos de reparación y remodelación, o para brindar refuerzo a otros paneles. También se usa en aplicaciones de doble capa.

Drywall o tablaroca regular de ¼ de pulgada

Se trata de un panel liviano que suele usarse para cubrir paredes viejas durante la remodelación o para proveer control de sonido con aplicaciones de dos o más capas. Los paneles regulares de ¼ de pulgada son demasiado débiles para instalarse en una sola capa sobre viguetas o vigas al descubierto sin un refuerzo.

El panel de yeso regular de ¼ de pulgada se comba fácilmente y puede usarse para formar superficies curvas, de radio largo (5 pies o más) si se aplica en seco y de radio más corto (3 pies o más) si se aplica en húmedo. Sin embargo, una mejor opción para superficies curvas es el panel de yeso flexible de ¼ de pulgada.

Drywall o tablaroca resistente a la humedad y al moho

El panel de yeso resistente a la humedad y al moho es una versión mejorada del drywall tradicional resistente a la humedad, pero no se recomienda para áreas mojadas o de humedad elevada, tales como un recinto para ducha.

Disponible en paneles regulares de ½ pulgada o de ⅝ pulgada resistentes al fuego, este drywall se usa principalmente como cobertura de pared sobre entramados de 16 pulgadas medidas desde el centro. Para fijarlo a un cielo raso se usan paneles de ⅝ de pulgada sobre centros de 16 pulgadas y de ½ pulgada sobre centros de 12 pulgadas o menos. Suelen encontrarse en longitudes de 8 y 12 pies.

Los paneles de yeso resistente a la humedad y al moho están disponibles en paneles de faz sin papel o con papel especialmente tratado (En vez de faz con papel, las partes frontal y posterior se cubren con una estera de fibra de vidrio. Este material inorgánico no promueve el crecimiento del moho).

Los paneles resistentes a la humedad y al moho no son por sí mismos barreras contra el vapor. Su resistencia a la humedad y al moho se logra mediante los recubrimientos del anverso y el reverso, así como un núcleo de yeso resistente a la humedad y el moho. Hay otros productos que tienen un núcleo de yeso que funciona como una barrera resistente al agua, pero los paneles resistentes a la humedad y al moho no.

Drywall o tablaroca resistente al fuego

La mayoría de los tipos de drywall regulares son naturalmente resistentes al fuego gracias a su núcleo de yeso. El yeso contiene alrededor del 21% de agua. Al exponerse al fuego o al calor, el agua se libera lentamente como vapor y retarda eficazmente la transmisión de calor. Al liberarse el agua químicamente combinada como vapor, esta actúa como una barrera térmica hasta que se completa este lento proceso, conocido como calcinación.

La temperatura directamente en el plano de calcinación es solo ligeramente superior a la del agua hirviendo, que a su vez es significativamente más baja que la temperatura a la que el acero comienza a perder su resistencia y la madera se inflama. Una vez completa la calcinación, el yeso continúa actuando como una barrera contra la exposición directa a las llamas de los elementos estructurales subyacentes. Sin embargo, el panel de yeso regular se encoge por causa de la pérdida del volumen de agua e incluso se agrieta, por lo cual el fuego y el calor pueden pasar y provocar que el yeso se caiga a pedazos.

El drywall o panel de yeso resistente al fuego tiene aditivos especiales y fibras incombustibles en el núcleo, que ayudan a mantener la integridad del núcleo de yeso a medida que se pierde agua, al tiempo que proveen mayor resistencia a la transferencia de calor. El panel de yeso tipo X resistente al fuego tiene que cumplir con la norma ASTM C1396 y brindar al menos dos horas de resistencia al fuego en paneles de ¾ de pulgada, una hora en paneles de ⅝ de pulgada y tres cuartos de hora en paneles de ½ pulgada.

El panel de yeso tipo C resistente al fuego tiene un formulación mejorada que excede los requisitos ASTM para el tipo X. Algunas marcas tienen un aditivo nuclear que se expande al someterse al calor y ayuda así a que la tabla de yeso mantenga su integridad.

Muchos códigos de construcción especifican el uso de paneles de yeso o tablaroca resistentes al fuego para garajes adjuntos a la residencia, cuartos de caldera o de servicio, así como para cielos rasos y paredes que separan unidades residenciales en complejos de condominios y apartamentos.

Los tipos de drywall resistentes al fuego que más se usan son los de ½ pulgada y ⅝ de pulgada. Los paneles de media pulgada son convenientes cuando necesita cubrir solo una parte de la pared o del cielo raso con tablaroca resistente al fuego y usar paneles regulares de ½ pulgada para el resto.

CONSEJO

Por lo general, solo los primeros 5 pies del techo adyacente a una casa necesita ser resistente al fuego. Usar grosores coincidentes permite la transición sin problemas en la unión. Si se usan diferentes grosores (digamos, resistente al fuego de ⅝ de pulgada y regular de ½ pulgada), la unión será difícil de ocultar durante el proceso de encintado.

Para resistencia al fuego, los más usados son los paneles de ⅝ pulgada. Ellos tienen el índice de una hora de resistencia que muchos códigos de construcción exigen. Puesto que la mayoría de las uniones garaje-cielo raso son de 24 pulgadas medidas desde el centro, los paneles de ⅝ de pulgada vienen de lo mejor, ya que están aprobados para espaciados de 24 pulgadas.

Aunque los fabricantes aprueban paneles de ½ pulgada para uniones de 24 pulgadas desde el centro, estos tienen mayor probabilidad de combarse, especialmente en un garaje expuesto a temperaturas y humedad extremas. En virtud de su grosor adicional y núcleo más fuerte, los paneles de yeso resistente al fuego de ⅝ de pulgada son más resistentes a las deformaciones y otros tipos de maltrato que los paneles de yeso o tablaroca de ½ pulgada.

Superficialmente, estos tipos de drywall tienen la misma apariencia que los paneles de yeso regulares, excepto por el sello que indica que son resistentes al fuego. El término resistente al fuego significa la capacidad de un ensamblaje de construcción (una pared o cielo raso cubierto con drywall) para resistir el fuego.

–Por Myron Ferguson, Ferguson Drywall, Innovations, Middle Grove, Nueva York





Mensajes patrocinados