Productos de molduras de madera industrializada

El PVC celular puede ser moldeado en una amplia variedad de formas y dimensiones de molduras. Los ejemplos incluyen las molduras para las puertas de garajes, marcos para las puertas, molduras para ventanas y puertas.

Por siglos, la madera ha sido el material de elección para molduras en viviendas residenciales y edificios multifamiliares. Hechas a partir de pino, abeto, cedro, y secoya, son fáciles de cortar, recortar, fresar, instalar y pintar.

Pero la madera tiene sus desventajas. Absorbe humedad, se pudre, necesita pintura frecuentemente y puede ser penetrada por termitas y otros insectos.

Afortunadamente, existe un gran número de clases de molduras además de las de madera. Dos de los más prometedores son las molduras de PVC (policloruro de vinilo celular) y el fibrocemento.

Adaptado a sus necesidades

El PVC celular puede ser moldeado en una amplia variedad de formas y dimensiones de molduras. Los ejemplos incluyen las molduras para las puertas de garajes (molduras de ladrillo, jambas de puertas, molduras de uso general), marcos para las puertas, molduras para ventanas y puertas (encamisados estriados, encamisados de canales en J y bordes de umbrales). Las molduras de PVC celular también se encuentran disponibles en diferentes texturas y variados colores. (No obstante, se pueden pintar. Utilice una pintura a base de aceite o látex y evite los colores oscuros como el negro, rojo carmesí y verde oscuro porque pueden causar expansión térmica).

Las molduras de PVC celular no se astillan ni se agrietan, no se encogen ni se hinchan y resisten a las termitas y a la humedad (que causa moho y hongos). Toolbase.org estima que los costos laborales para instalar molduras compuestas como las de PVC celular son entre 10 y 50 por ciento menores que las de madera. El producto también “se corta y se modifica muy fácilmente con herramientas estándares de carpintería”, comenta Noel King de diseño y desarrollo de Royal Mouldings, un fabricante de productos de PVC celular con base en Marion, Virginia.

Los procedimientos de instalación varían según la marca. Royal Mouldings, por ejemplo, recomienda utilizar clavos galvanizados para acabados de 6d y 8d para adherir sus productos de molduras de PVC celular Never Rot (y sí, es seguro utilizar su clavadora neumática). Se deben colocar los clavos a 12 pulgadas del centro y a ¾ de pulgada de los bordes. Se necesita una perforación previa si las temperaturas de instalación fueran de 40ºF o inferiores.

Algunas marcas requieren juntas “planas” para unir las secciones. Sin embargo, “Never Rot” es como la madera natural y requiere cortes de 45 grados con sierra ingletadora. Troyal Mouldings también recomienda ampliamente pegar todas las juntas angulares con goma instantánea o cemento para PVC de calidad. Esto previene la aparición de brechas durante las contracciones térmicas.

Durables y rentables

Las molduras de fibrocemento, al igual que las de PVC celular, brindan varios beneficios que no ofrecen las molduras de madera. Resisten la pudrición, los insectos y los daños por granizo; no requieren manos de pintura frecuente y tiene una mínima expansión o contracción térmica (lo que significa que las pinturas oscuras no constituyen un problema).

Las tablas de fibrocemento pueden utilizarse para impostas, tablas angulares, sofitos y molduras para puertas y ventanas. No contienen aditivos a base de aceite, lo que lo convierte en un producto ecológico, explica Chris Clark, gerente de negocios de molduras de James Hardie, fabricante de productos de fibrocemento con base en Mission Viejo, California.

Las molduras de fibrocemento vienen en diferentes tamaños y acabados. James Hardie ofrece su Harditrim MD (de 7/16 de pulgada de espesor) y Harditrim XLD (de 1 pulgada de espesor) en planchas de 12 y 10 pies respectivamente (ambas están disponibles en anchos de 4, 6, 8 y 12 pulgadas). Harditrim MD viene en acabado tanto “liso” como “tipo cedro”, mientras que el XLD está disponible sólo en acabado liso. Ambos productos se ofrecen con una base de imprimación o prepintados.

Las molduras de fibrocemento son más costosas por pie lineal que las de pino, abeto del norte o abeto, pero menos costosas que las de cedro claro. Sin embargo, la base de imprimación o pintura aplicada de fábrica le otorga una gran ventaja en el costo total de la instalación, acota Clark. (Si elije pintarlas, utilice pinturas 100 por ciento acrílicas).

Las técnicas de instalación varían de acuerdo al fabricante y a la región. Al instalar XLD, por ejemplo, utilice clavos galvanizados para acabados de 2½ pulgadas, recomienda Bryan Walters, gerente de productos de desarrollo comercial de James Hardie. “Si estuviese construyendo en áreas costeras, recomiendo que se utilicen sólo clavos de acero inoxidable”.

Se deben colocar los clavos a 16 pulgadas del centro y a ½ pulgada de los bordes. Walters también recomienda usar una clavadora neumática que le permita avellanar levemente el clavo y “parchar y pintar sobre el mismo”. Otro consejo es el de utilizar “cortes para la intemperie” (un corte con sierra ingletadora de 22½ grados) para unir el recorte vertical. Esto, comenta, previene que el agua se acumule en los bordes.

Para su próximo proyecto, considere las molduras diseñadas de madera; ahorran tiempo y dinero durante la instalación y les brindan a sus clientes una solución que requiere de menos mantenimiento intensivo. Claramente, constituye una situación beneficiosa para ambos.

Cortes de primera

Para obtener los mejores resultados, opte por estas hojas.

Las buenas noticias sobre las molduras de PVC celular y fibrocemento son que usted puede utilizar muchas de las mismas herramientas de construcción (clavadoras neumáticas, sierras ingletadoras) y las mismas técnicas que utiliza con la madera. Sin embargo, para obtener los mejores resultados, considere estas sugerencias:

Para obtener excelentes resultados al cortar sus productos Never Rot, Royal Mouldings aconseja utilizar una hoja con punta de carbono lubricada con “lustrador de muebles en aerosol”.

Por otro lado, el sílice cristalino respirable que se genera al cortar las molduras de fibrocemento trae consigo un nuevo desafío, que James Hardie soluciona con su Hardiblade, una hoja de cuatro diamantes policristalinos diseñada para minimizar la generación de partículas. Se encuentra disponible en versiones de 7¾ pulgadas, 10 pulgadas y 12 pulgadas. Además, James Hardie recomienda utilizar una sierra circular reductora de polvo equipada con una aspiradora de extracción HEPA.

Entradas relacionadas