Ropa de protección para la construcción | Constru-Guía al día

Ropa de protección para la construcción

Ropa de protección para la construcción

Pero es importante utilizar ropa de protección durante el trabajo.

Es probable que la ropa de protección para la construcción que hace parte del equipo de protección personal (PPE), como cascos de seguridad, gafas protectoras y botas de trabajo con punteras de acero, no provoquen las mismas miradas envidiosas en el lugar de trabajo que las herramientas de último modelo o una nueva camioneta de carga. Sin embargo, utilizar la ropa de protección para la construcción adecuada puede ayudar a protegerlo contra lesiones graves o peores consecuencias.

Según el informe del Departamento de Estadísticas Laborales (Bureau of Labor Statistics) titulado “Lesiones, enfermedades y víctimas fatales en la construcción, 2004 (publicado en el 2006)”, en el 2004 murieron 1.234 trabajadores de la construcción, el índice más alto de víctimas fatales entre los sectores de la industria. En el 2004, otros 401.000 trabajadores de la construcción sufrieron lesiones no fatales y enfermedades.

Qué ropa de protección para la construcción usar

A diferencia de los trabajadores de la industria siderúrgica o minera que están obligados a utilizar cierto tipo de ropa de protección, los trabajadores de la construcción tiene menos regulaciones. Pero esto no significa que todo se vale. Siempre evite usar ropa floja o que tenga cordeles para atar porque ambas se pueden enredar en el material de construcción o quedar atrapadas en las herramientas eléctricas. Lo mismo aplica a las joyas.

Los objetos en caída provocaron el 11 por ciento de las muertes entre los trabajadores hispanos de la construcción en el 2004. Sin duda, muchas de ellas se pudieron haber evitado si los trabajadores hubieran usado ropa de protección para la construcción que incluyera la protección apropiada para la cabeza. Los cascos de seguridad pueden proteger contra el impacto y la penetración de objetos peligrosos, al igual que de choques eléctricos y quemaduras.

Según la Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHA), el equipo de protección para la cabeza debe: resistir la penetración de objetos; absorber el impacto del golpe, ser resistente al agua y quemarse lentamente; y debe tener instrucciones claras de ajuste. Para ser efectivos, los protectores para la cabeza deben ser de la talla adecuada. No limpie su casco con disolventes para pintura ni solventes de limpieza porque pueden debilitar la capa externa y eliminar la resistencia a la electricidad.

Evite las lesiones

El trabajo de construcción a menudo requiere tareas que producen gran cantidad de polvo (por ejemplo, lijado de pisos y trabajo con madera o con cartón de yeso). Para tales trabajos, el Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Ocupacional (NIOSH) especifica el uso de mascarillas para partículas N95.

Muchas herramientas eléctricas comunes, como serruchos, taladros y sierras circulares, generan más de 100 decibeles, que es un nivel de ruido más alto que las sirenas utilizadas por los vehículos de la policía y los bomberos. Un estudio realizado en el 2003 por el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) informó que cuando llegan a la edad de 55 años, la mayoría de los carpinteros tienen que usar auxiliares auditivos. Para evitar que esto le pase a usted, utilice alguna clase de protección auditiva en el trabajo como tapones desechables para los oídos hechos de espuma o de goma de silicona.

Al ponerse zapatos, evite los tenis o zapatillas deportivas. Aunque son cómodos, no brindan protección contra objetos en caída y muchos no se adhieren lo suficiente. En su lugar, elija botas de trabajo antideslizantes y resistentes a penetraciones, con punteras de acero. Ese tipo de zapatos lo protegerán contra peligros de impacto y compresión y contra objetos punzantes. Además, revise que no haya objetos adheridos a las suelas de los zapatos. Estos objetos pueden causar accidentes.

Protéjase los ojos

Clavar, moler y cortar materiales expone a los empleados a partículas que quedan suspendidas en el aire. No es de extrañar entonces que las lesiones a los ojos sean tan frecuentes en el trabajo de construcción. El Centro de Protección de los Derechos de los Trabajadores (CPWR), informa que cada año, 10.600 lesiones a los ojos obligan a los trabajadores de la construcción a faltar al trabajo y que el índice de lesiones a los ojos en la industria de construcción es mucho mayor al de otras industrias. He aquí cómo evitar daños a los ojos:

  1. Utilice gafas o lentes de seguridad (recuerde que los lentes comunes recetados por sus doctor se consideran inadecuados para la protección). Estos protegerán sus ojos contra impactos y polvo. OSHA estima que el 90 por ciento de las lesiones a los ojos se pueden evitar utilizando la protección adecuada.
  2. Asegúrese que su protector de los ojos le ajuste adecuadamente.
  3. Inspeccione el área de trabajo en busca de objetos que puedan representar un peligro si llegan a salir volando al quedar accidentalmente atrapados en una herramienta eléctrica o al golpearlos (por ejemplo, clavos, tornillos).

Fuente: OSHA, CPWR

Ropa apropiada para trabajadores de la construcción

Puede que no sea necesario llevar puestos todos estos artículos a la vez, pero es importante utilizar ropa de protección para la construcción durante el trabajo. Asegúrese de usar el equipo de protección personal adecuado para el trabajo que está realizando.

  • Protección para la cabeza: Siempre inspeccione su casco protector en busca de perforaciones, ranuras, deformidades u otros defectos que puedan comprometer su integridad protectora.
  • Protección para la vista: Proteja sus ojos contra partículas o escombros que vuelan con gafas protectoras de su talla.
  • Protección para los oídos: Evite la sordera cuando trabaja cerca de equipo muy ruidoso usando tapones para los oídos desechables.
  • Ropa para exteriores: La ropa para exteriores tratada, como la de Carhartt, repele el agua durante el mal tiempo. Se recomienda volver a tratar esta ropa después de varias lavadas.
  • Protección para la cara: Cuando trabaje cerca de aserrín o polvo de yeso, utilice un respirador para partículas N95 que le ajuste bien. Deséchelo si está sucio o dañado.
  • Ropa de alta visibilidad: En zonas de trabajo de alto tráfico, su equipo de protección personal debe incluir prendas de color amarillo y anaranjado con franjas reflectoras. El fabricante Dickies ofrece ropa de trabajo de alta visibilidad con franjas reflectoras para una mayor visibilidad.
  • Protección para los pies: Las botas de seguridad con punta de acero protegen contra lesiones por impacto. Elija botas hechas de materiales impermeables, resistentes a las perforaciones y con suelas antideslizantes. Red Wing Shoes, por ejemplo, fabrica una línea completa.

Mensajes patrocinados