Las compañías LLC y las sociedades S |  Constru-Guía al día
Incorporar su negocio: las compañías LLC y las sociedades S

Incorporar su negocio: las compañías LLC y las sociedades S

Compañía de responsabilidad limitada

Compañías de construcción de responsabilidad limitada

Antes de abrir una pequeño negocio de construcción, es importante entender los diferentes tipos de estructuras corporativas que están disponibles y los beneficios y desventajas de cada uno. Esto es especialmente cierto en la industria de la construcción, donde el riesgo a tener pérdidas financieras puede ser alto. Ya hemos hablado de las ventajas y desventajas de las sociedades individuales y las sociedades colectivas. Ahora conozca las ventajas y desventajas de las compañías LLC y las sociedades S.

Compañías de construcción de responsabilidad limitada (LLC)

A la hora de comparar las compañías LLC y las sociedades S, las compañías LLC o de responsabilidad limitada ofrecen a los propietarios de companías de construcción y compañías en general un escudo que los protege a nivel personal de cualquier carga financiera creada por el negocio, si se establecen y se mantienen apropiadamente. Las principales ventajas al comparar las compañías LLC y las sociedades S son:

  • Los propietarios comparten una responsabilidad limitada de las deudas, litigios u otros pasivos del negocio, sin importar cuánto control tengan sobre el negocio.
  • Las utilidades y las pérdidas del negocio pueden asignarse a los propietarios a niveles diferentes según el porcentaje de propiedad. Por ejemplo, a un propietario al 10 por ciento se le puede asignar un 25 por ciento de las utilidades del negocio.
  • Los propietarios tienen opciones sobre cómo la LLC será tasada, ya sea como una sociedad o una corporación

Sin embargo, también existen desventajas con una LLC. Una LLC es la opción más cara. Si contrata a un abogado o a un contador para crear su LLC y luego añade el costo de hacer el trámite con el estado, usted podría gastar entre $1,000 y $2,000. Aunque el costo de incorporar una compañía de construcción sea una “desventaja”, la protección que recibirá contra las pérdidas financieras personales hace que esto sea un gasto inteligente.

Además, con una compañía de construcción de responsabilidad limitada, las cuentas empresariales deben usarse sólo para los gastos corporativos para mantener el “escudo” corporativo. Si los propietarios usan las cuentas empresariales para sus deudas personales o viceversa, se puede perder la protección personal contra las pérdidas del negocio.

Finalmente, con una LLC, usted debe enviar un reporte anual al estado y probablemente tenga que pagar tarifas anuales.

Para un pequeño propietario individual, una compañía LLC ofrece la mayor protección personal contra las perdidas del negocio, con la menor cantidad de trámites y de complicaciones fiscales. Sin embargo, esto sólo aplica si todas las finanzas empresariales y personales se mantienen completamente separadas.

Sociedades S

Las sociedades anónimas S son similares a las LLC en casi todos aspectos, pero existen algunas posibles ventajas fiscales si se establecen y mantienen apropiadamente. Las principales ventajas de una sociedad S incluyen:

  • Los propietarios disfrutan de tener una responsabilidad limitada de la deudas, litigios y otros pasivos del negocio
  • Los propietarios comparten las utilidades netas del negocio y reportan su porción en sus declaraciones personales de impuestos sobre la renta
  • Los propietarios comparten las pérdidas netas del negocio y pueden compensar otro ingreso reportando esta pérdida en su declaración personal de impuestos sobre la renta
  • Si las cuentas personales y empresariales se mantienen separadas (como con la LLC), las sociedades S otorgan una mayor flexibilidad en la aplicación del código tributario.
  • Los accionistas pueden asignar una compensación entre los salarios W-2 (que están sujetos a los impuestos sobre el empleo) y las distribuciones de las utilidades corporativas, que no están sujetas a los impuestos sobre el empleo.
[tip id=”10259″]

También existen desventajas. Con una sociedad S, la protección personal en contra de la responsabilidad de la empresa es proporcional a cualquier garantía personal hecha a los prestamistas (de haberlos) para establecer las líneas de crédito para que operara el negocio. El caso no es el mismo con una LLC. Es más caro establecer una sociedad S que una sociedad individual, e implica muchos más trámites.

Las actas constitutivas que definen a los directores y a los accionistas deben tramitarse con el estado, y un abogado debe preparar también “minutas” de las juntas anuales de accionistas y presentarlas cada año. Pero, a pesar de que este proceso se indica como una desventaja, si se mantiene apropiadamente, una sociedad S ofrece la mayor protección contra pérdidas personales.

Aunque estos son los puntos básicos, revise los requisitos particulares de su estado. Las leyes, problemas fiscales, documentación y costos relacionados con el establecimiento de un negocio varían de un estado a otro.

Ir a Parte 1: Sociedad individual y Sociedades colectivas

—Por Bruce Webb