Reduzca el polvo en el área de trabajo | Constru-Guía al día
Reduzca el polvo en el trabajo

Reduzca el polvo en el área de trabajo

polvo en el área de trabajo

Cubra las puertas y aberturas utilizando un laminado plástico protector de poliéster de 6 milésimas de pulgada y cinta.

Es hora de cambiar lo que piensa sobre el polvo en el área de trabajo.

Es mucho más que una molestia; el sílice, el plomo, el polvo de asbestos y la madera presentan serios riesgos de la salud para los contratistas, los remodeladores y sus clientes.

“Puede que los contratistas no quieran dejar su manera de controlar el polvo”, explica Fernando Pagés Ruiz, autor de Affordable Remodel: How to Get Custom Results on any Budget (Remodelación accesible: resultados a la medida con cualquier presupuesto), “pero cuando llegas a un trabajo, los clientes esperan que seas perfecto.

Puede que hayas completado un hermoso trabajo de plomería, pero si has ensuciado el área de trabajo, eso es lo que los clientes notarán”. Uno de los errores más comunes, comenta Ruiz, es no usar protección respiratoria. “El supervisor debe cumplir el rol de asegurarse de que los trabajadores se protejan”, explica.

Hacia el 2010, las nuevas reglamentaciones de la Agencia de Protección Ambiental (EPA) sobre la reparación y renovación con pinturas con base de plomo significarán cambios mayores para los contratistas que trabajan en hogares y establecimientos construidos antes de 1978.

Bajo la nueva legislación, los contratistas deben usar prácticas laborales seguras con respecto al plomo, completar una clase de ocho horas para convertirse en remodeladores certificados para trabajar con plomo y hacer que todos los empleados se capaciten por medio de un profesional en remodelación certificado.

“Mantener el sitio de trabajo limpio constituye una oportunidad para que los profesionales en remodelación realicen un mejor trabajo; para satisfacer a su clientes y para brindar una mejor experiencia a sus clientes”, comenta Brindley Byrd, un consultor, asesor certificado sobre los riesgos del plomo y miembro del grupo laboral del plomo de la Asociación Nacional de Constructores Residenciales (NAHB). “Satisfacer a sus clientes debe ser el factor motivador más grande”.

Minimice la creación de polvo

Para reducir el polvo en el lugar donde trabaja:

  • Rocíe las áreas antes de lijar, raspar, talar o cortar
  • Utilice una sierra para trabajar en húmedo al cortar mampostería u hormigón
  • Utilice el control de salida de HEPA mientras talle, lije a altas velocidades, cepille mecánicamente, lije a presión con abrasivos o lije con chorro de arena (sandblasting)
  • Corte la pintura y desprenda sus componentes, en lugar de golpear y martillar, para producir menos polvo y menos partículas de pintura durante la demolición
  • Utilice materiales que reduzcan el polvo cuando sea posible. Por ejemplo, reduzca la exposición al sílice utilizando abrasivos que contengan menos del 1 por ciento de sílice cristalino y el Sheetrock Plus 3 con control de polvo de USG, el cual está diseñado para crear menos polvo al lijar que el compuesto para juntas tradicional.

Contenga el polvo

polvo en el área de trabajo

Doble el laminado protector en la parte superior e inferior antes de colocarle cinta, dejándolo flojo. Coloque cinta adhesiva de tela (duct tape) o cinta adhesiva azul especial para pintores (painter’s tape) al laminado protector en el perímetro de la abertura. Déjelo flojo en la parte superior e inferior. Para reforzar, engrape la esquina.

Para contener el polvo en el área de trabajo, quite todos los objetos del área laboral o cúbralos con laminados plásticos y selle sus cantos y bordes con cinta adhesiva de tela.

Luego encinte el laminado plástico al piso del área de trabajo y 6 pies adicionales y cubra las puertas y aberturas utilizando un laminado plástico protector de poliéster de 6 milésimas de pulgada y cinta.

Evite que el polvo se esparza a través del sistema de climatización (HVAC) apagando el sistema y colocando sobre todos los registros de ida y vuelta y de suministro, un laminado de poliéster con cinta; además, en lo posible, ventile el área.

“Un simple extractor con ventilación hacia fuera de la ventana creará una presión negativa suficiente como para asegurar que el aire y el polvo vuelen hacia fuera de la casa”, dice Ruiz.

Limpie diariamente

Limpie el área al final de cada día. Coloque la basura y escombros en bolsas de alta resistencia, y sáquelas todos los días. Limpie las herramientas y aspire el área de trabajo con una aspiradora HEPA; ya que al utilizar una escoba o aspiradora estándar se esparciría el polvo en el aire.

En caso de que haya polvo con asbestos, trapee en húmedo: nunca aspire ni barra. Después de que se haya completado el trabajo, las prácticas laborales seguras de EPA con respecto al plomo, exigen una limpieza minuciosa del área para asegurarse de que no quede polvo, escombros ni residuos.

Antes de quitar el laminado plástico, rocíelo con agua, doble el costado sucio hacia adentro y encíntelo para cerrarlo; deseche el laminado. Aspire todas las superficies con la aspiradora HEPA, incluyendo las paredes y lave todos los pisos sin alfombras, mostradores y antepechos con un paño húmedo y desechable. La nueva ley exige la verificación de la limpieza.

Certifíquese

“Primeramente los contratistas deben darse cuenta de los peligros potenciales, para los trabajadores y los ocupantes del edificio, que conlleva originar cualquier tipo de polvo”, comenta Byrd. Se encuentra disponible la capacitación gratuita a través de la Asociación Nacional de Pinturas y Revestimientos (National Paint and Coatings Association).

Los individuos que completen con éxito ahora un curso acreditado sobre la disminución del plomo, podrán optar por un curso de renovación de conocimientos de cuatro horas, en lugar del curso de ocho horas cuando comience el proceso de certificación en el 2009.

“El control del polvo es una manera simple para que los contratistas se distingan de su competencia y no es particularmente caro”, explica Ruiz. “Al mejorar la satisfacción del cliente, los costos por el control del polvo se convierten en un inversión. Con los beneficios, tanto a su salud como a sus ingresos, ahora puede que sea el tiempo justo para hacer que el control del polvo se convierta en parte de su estrategia”.

—Por Joanne Costin

Cómo crear una entrada a prueba de polvo

  • Doble el laminado protector en la parte superior e inferior antes de colocarle cinta, dejándolo flojo.
  • Coloque cinta adhesiva de tela (duct tape) o cinta adhesiva azul especial para pintores (painter’s tape) al laminado protector en el perímetro de la abertura. Déjelo flojo en la parte superior e inferior. Para reforzar, engrape la esquina.
  • Corte un orificio en el laminado protector a 6 pulgadas (15 cm) de la parte superior e inferior. Para reforzar, engrape las esquinas.
  • Coloque cinta a otra hoja de laminado protector en la parte superior de la puerta, un poco antes de llegar al piso. Engrape las esquinas superiores.

Polvo Peligroso

Tipo de Polvo
Actividades en las que puede estar presente el polvo
Peligros para la salud*
Polvo de construcciones
Cualquier actividad de construcción o remodelación.
El polvo es un transportador eficaz de aspergilo, un hongo que causa una enfermedad invasiva en pacientes hospitalarios llamada aspergilosis.
Plomo
Cualquier actividad de reparación o remodelación que afecte la pintura de viviendas que daten antes de 1978 y establecimientos ocupados por niños, incluyendo el mantenimiento, trabajo eléctrico, plomería, pintura, carpintería y reemplazo de ventanas. El polvo de plomo puede afectar el cerebro y el sistema nervioso de los niños y puede causar presión sanguínea alta e hipertensión en los adultos.Las mujeres embarazadas expuestas al plomo pueden transferir el plomo al feto.
Sílice
El trabajo de mampostería y hormigón, barrido en seco de arena y mortero de hormigón, lijado/terminación de juntas de paneles de yeso, demolición de las estructuras de hormigón y mampostería o cielo rasos/paredes de yeso, cargar, transportar y descargar piedras.
Puede ocasionar silicosis; daño pulmonar causado por la inhalación del polvo que contiene finas partículas de sílice cristalino.
Asbestos
Las grandes remodelaciones pueden remover el material de los asbestos. Los asbestos pueden estar presentes en las tejas del techo y revestimientos; el aislamiento de las casas construidas entre 1930 y 1950; la pintura texturizada y los compuestos de parches utilizados en juntas de paredes y cielo rasos antes de 1977; y las baldosas de vinilo.
Se sabe que los asbestos causan cáncer de pulmón; el mesotelioma, un cáncer del recubrimiento interior del pecho y de la cavidad abdominal; y la asbestosis, en la que los pulmones se tornan rugosos con tejido fibroso.

Madera
Lijado, aserrado o moldeado de la madera.
Su exposición ha sido asociada con dermatitis, asma, hipersensibilidad, neumonitis, bronquitis crónica y cáncer.

* Los peligros de la salud por el polvo de las construcciones son reconocidos por NIOSH (Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Laboral), como así también por EPA (Agencia de Protección Ambiental) y los CDC (Centros para la Prevención y Control de Enfermedades).








Mensajes patrocinados


Productos Destacados