Cómo sobrevivir a la crisis de la construcción | Constru-Guía al día

Cómo sobrevivir a la crisis de la construcción

Juan Estefano: Cómo sobrevivir a la crisis de la construcciónCon 38 años de experiencia en construcción, la empresa DZP Group Inc. con base en Miami ha construido un negocio de gran reputación que ha sobrevivido huracanes, tormentas tropicales, y ahora, un clima de negocios muy temperamental. ¿El secreto para sobrevivir a la crisis de la construcción? El fundador de la compañía, Juan Estefano, siempre manejó de cerca los proyectos de construcción, sin importar su envergadura.

Manteniendo el modelo de negocios de construcción tipo boutique, el hijo de Juan, Rudy Estefano, ha expandido la compañía al ámbito nacional. Pero no se confundan —no se trata de un pequeño negocio familiar.

Más de 20 años de experiencia en administración de construcciones y conocimiento de compra de finca raíz le han enseñado a Rudy Estefano sobre asociaciones y programas de préstamos, lo que ha dado a los clientes diversas opciones financieras. A cotinuación Estefano comparte con nosotros lo que piensa sobre cómo sobrevivir a la crisis de la construcción y cómo mantener su estatus por encima de la competencia.

P: ¿Cómo opera su negocio? ¿Cuál es su estructura organizacional?

R: Básicamente nos manejamos internamente. Delegamos sólo muy pocas cosas a grupos con los que hemos trabajado durante los últimos 12 años, por lo que trabajamos con ellos en equipo. Operamos de una manera un poco diferente a las constructoras normales para sobrevivir a la crisis de la construcción: Nos enfocamos en brindarle mucha información a nuestros clientes.

P:  ¿Podría describir cómo opera para mantener informados a sus clientes y de qué manera este tipo de práctica lo ayuda a crecer?

R: Creamos una página web y una dirección de correo electrónico para cada proyecto. En ellas, nuestros clientes pueden ver fotos y obtener información sobre inspecciones y cambio de órdenes diariamente. A los clientes realmente les gusta y es algo que le falta a muchos contratistas generales y desarrolladores.

Q: ¿Cómo selecciona y administra sus proyectos?

A: Somos muy selectivos con el tipo de trabajos en que nos involucramos y el tipo de personas con las que queremos trabajar. Trabajamos con nuestros clientes en equipo, por eso necesitamos estar en la misma sintonía desde el comienzo. También hemos diseñado un software especial para poder trabajar con nuestros clientes sin importar en qué lugar del mundo se encuentran.

Q: ¿De qué manera le ha ayudado a crecer y evolucionar su negocio el concepto de construcción boutique?

A: Para nosotros, el concepto de construcción boutique significa tener la capacidad de mantener informados a nuestros clientes como si fuéramos una pequeña empresa familiar. A la gente le gusta saber que la empresa que contrataron se responsabiliza por sus acciones y poder mantenerlo todo con un trato más personal nos da esa ventaja.

P: ¿Cuáles son sus estrategias administrativas para mantenerse dentro del tiempo y presupuesto establecido?

R: Cada proyecto tiene un gerente de proyectos en la oficina y otro en la obra de construcción. Todos ellos son personas con títulos en ingeniería o negocios que saben lo que los clientes quieren y entregan los proyectos exactamente dentro de un marco de tiempo específico, algo que no es común en la industria. Nuestros clientes se sientan con nuestro personal financiero interno para mantenerse dentro de un presupuesto determinado, y nosotros continuamos reduciéndoles costos al comprar materiales en grandes cantidades a menor costo y almacenarlos en nuestra bodega.

P: ¿Cuáles son sus mayores desafíos con la reciente caída del mercado de las viviendas? ¿Ha tenido que hacer cambios para sobrevivir a la crisis de la construcción?

R: Aunque no lo crea, ahora tenemos más trabajo que nunca. [Sin embargo,] no hace mucho comenzamos a incorporar la construcción ecológica. Estamos organizando conferencias sobre este tema y cambiando la manera en que operamos para sobrevivir a la crisis de la construcción. Con cada vez más gente contemplando alternativas ecológicas, este cambio nos ha dado una ventaja sobre la competencia.