Cómo instalar pisos de madera dura | Constru-Guía al día
Cómo instalar un piso de madera dura

Cómo instalar pisos de madera dura

Instalar pisos de madera dura requiere relativamente poca preparación y se puede avanzar con rapidez una vez comenzado el trabajo. Siguiendo algunas técnicas sencillas que han sido usadas por instaladores experimentados, aquí le decimos cómo instalar pisos de madera dura que duren muchos años.

Cómo instalar pisos de madera dura

Cuando tenga suficiente espacio libre con respecto a la pared para usar una pistola de clavos, la obra avanzará con mayor rapidez.

Instale una barrera de vapor

Los pisos de madera dura pueden dañarse mucho si se filtra la humedad a través del contrapiso de plywood inferior. Para protegerse de esta eventualidad, instale una base como barrera de vapor. Los tipos de base varían. Para este trabajo, los trabajadores usaron una compuesta de dos capas de papel Kraft laminado con asfalto. Extienda la barrera de vapor de manera que cubra todo el contrapiso de plywood y fíjela con grapas.

Preparación para instalar pisos de madera dura

Al hacer el estimado de los materiales para instalar pisos de madera dura, calcule en pies cuadrados el espacio que hay que cubrir, y añada de un 10 a un 15 por ciento al total, dejando un margen para los desechos resultantes de las tablas que se dañen al cortarse o que estén defectuosas.

Los pisos de madera se expanden y se contraen, a veces bastante, con los cambios de temperatura. Es importante aclimatar las tablas a la temperatura de la habitación antes de instalarlas. Si la madera está demasiado caliente al instalarse, esta se contraerá y dejará espacios antiestéticos entre una y otra pieza. Si la habitación está muy fría durante la instalación, las tablas se pueden abofar y deformar al subir la temperatura ambiente.

Si esta pensando instalar pisos de madera dura en una nueva construcción, tenga en cuenta que estos deberán instalarse solamente después de haberse activado por completo los sistemas de aire acondicionado y calefacción de la vivienda y de que la temperatura interior esté normalizada. Lo mejor es descargar las tablas en la habitación, y dejarlas allí para que se ajusten a la temperatura ambiente, por lo menos 48 horas antes de la instalación.

Cómo instalar pisos de madera dura 2

Por lo general, las tablas para pisos de madera dura están machihembradas, una forma de ensamblaje en la cual la lengüeta de cada pieza encaja en la ranura de otra.

Cómo poner pisos de madera dura

La mayoría de los instaladores alinean el piso con las tablas paralelas a la pared exterior más larga de la habitación. Idealmente, las tablas quedarán en ángulo recto con las viguetas del contrapiso. La primera tabla se coloca pegada a la pared, y se clava a través de su parte superior, cerca de la pared. Para mayor fijación, use clavos de 2 pulgadas que lleguen hasta las viguetas del piso.

Por lo general, las tablas de piso de madera dura están machihembradas, forma de ensamblaje en la cual la lengüeta de cada pieza encaja en la ranura de otra. Ajuste las nuevas tablas entre sí en dirección de las ya instaladas, y golpéelas suavemente con la cara metálica de un mazo para pisos, a fin de asegurar que encajen bien. (La cara metálica está en ángulo para minimizar los daños a la madera).

[tip id=”5029″]

Es probable que haya que clavar las primeras 2 a 4 filas atravesando las tablas, hasta que pueda usarse una pistola de clavos neumática para pisos. Una pistola de clavos neumática para pisos (que funciona con un compresor de aire) cabe en el reborde de la tabla que se está instalando. Cuando tenga suficiente espacio libre con respecto a la pared para usar una pistola de clavos, la obra avanzará con mayor rapidez.

Con la base metálica de la pistola de clavos haciendo presión sobre la nueva pieza, golpee el émbolo con el extremo de goma de su mazo para pisos. Al hacerlo, una grapa de piso se clavará diagonalmente en el contrapiso a través de la lengüeta de la tabla, donde quedará oculta por el siguiente paso de la instalación. Prosiga este “clavado ciego” con cada tabla, clavando una grapa cada 10 a 12 pulgadas. Algunas clavadoras usan listones de piso en forma de L, mientras que otras requieren grapas de piso de dos puntas. Use los sujetadores apropiados para su clavadora.

Cómo instalar pisos de madera dura 3
A medida que avance la instalación, trate de que cada fila nueva sea unas 6 pulgadas más corta que la anterior. El resultado será un diseño escalonado.

Avance a lo largo de la habitación

A medida que avance la instalación, trate de que cada fila nueva sea unas 6 pulgadas más corta que la anterior. El resultado será un diseño escalonado. Esto garantiza que usted esté colocando correctamente las uniones de las tablas y que el piso tenga una óptima resistencia y estabilidad, además de resultar visualmente estético. Use las tablas más largas de cada paquete en los accesos y entradas, donde serán más visibles. Combine las tablas más cortas a medida que avanza, pero no las agrupe demasiado.

En los puntos donde el piso termine en la pared, alinee nuevas tablas contra la misma y sobre los espacios, y márquelas donde coincidan con el piso existente. Estas serán sus líneas de corte. Para minimizar sus viajes a la sierra angular y ahorrarse tiempo, marque varias tablas de una vez. Lleve todas las tablas marcadas a la sierra y haga los cortes. Asegúrese de marcar las tablas para saber cuál extremo deberá instalarse a continuación, y cuál podrá regresar a la pila para usarse en otro lugar.

Al llegar al extremo opuesto de la habitación o a un obstáculo (por ejemplo, una escalera), es probable que tenga que arrancar la última tabla para que quepa contra la pared. Marque el ancho deseado en una tabla, y vuelva a la sierra para hacer el corte rasgado largo. Tal como hizo en la primera fila, clave la tabla a mano, y use la clavadora angular cuando ya no tenga espacio libre con respecto a la pared. Estos orificios de clavos pueden llenarse con masilla para madera, después de terminada la instalación.

No se preocupe mucho por que las tablas queden ajustadas en los extremos de la habitación. Un espacio de ½ a ¾ de pulgada permitirá la expansión del piso, y quedará cubierto por piezas delgadas de molduras de zócalo.

— Por Todd Brock